martes, 21 de julio de 2009

ASI NO HAY GRIPE QUE AGUANTE

AL GRAN PUEBLO ARGENTINO SALUD.

(Literalmente y mas que nunca)

ASI NO HAY GRIPE QUE AGUANTE.

Tal y como me pasó hace unos meses atrás con el final de Resistiré que salí prácticamente eyectada a Bayres a reunirme con mi querida amiga Haydee, ahora hago lo mismo, aprovechando el dos por uno : 1)Que terminó Monte Cristo (que final, mama mía, que manera de morir y resucitar la gente , que facilidad para escaparse de todos lados, otra que Huddini) y 2) Que se viene el día del amigo.

El vuelo no fue bueno, salimos y llegamos con mas de 10 horas de retraso, pero como arribamos vivos, todos más que agradecidos, ya en la aduana me arranque el salvavidas y la mascarilla con la que estuve todo el viaje y la cambie por el barbijo empapado en alcohol en gell , los guantes de látex y un tubo de oxigeno portátil. Así equipada salí y me arroje a los brazos de Haydee, que me estaba esperando, con una capucha tipo cu-cus-clan, una bata esterilizada de color verde y unas patas de rana, que no me atreví a preguntarle porque las llevaba, ya saben que yo pienso que lo que ella hace o dice es Palabra Santa.

Íbamos por la Richieri a paso de tortuga, porque estaban haciendo un control de temperatura en el primer peaje y parece que un tipo se calentó cuando lo quisieron bajar del auto y le hizo tragar el termómetro a la enfermera, había una ambulancia con unos cuantos paramédicos tratando de revivir a la enfermera, mientras el loco afiebrado luchaba por arrancarse la carpa, tipo Jhon Travolta, que le habían puesto los del ministerio de Medio Ambiente a la calle y con kitchinet, muy luminoso.

En la bajada de Jujuy, nos escabullimos porque avanzaban al ritmo de Thriller unos fanáticos que habían quedado rezagados para ir al Funeral de Miguelito, y le echaban la culpa a Gasalla, porque tanto discutir con Moria había logrado distraer la atención de los que se ocupaban de organizar el “evento”.

Apropósito de Miguelito, Haydee me decía –vos entendés a este muchacho, que andaba siempre con barbijo, el, los chicos, que paraguas, que mascaras, y justo ahora que esta esto de la gripe, no va y se lo saca? mirá si será tarado al primero que se le va a prender la gripe esta como garrapata es a él, porque no tiene defensas, viste lo flaquito que estaba? y encima pelado, que queres que te diga nena, para mi que a este no lo quería nadie, porque vos fíjate, los negros estaban enojados porque el no quería ser negro y los blancos no le daban bola porque sabían que era blanco trucho, yo que sé, él a los que parece que quería mucho era a los nenes viste? se los llevaba a dormir a la casa, le puso un parque de diversiones, ahora yo digo, los chicos no se impresionaban cuando lo veían nena? porque el tipo daba miedo, pobre muchacho, me parece que estaba más loco que una cabra, si hubiese estado acá seguro que Palito lo rescataba , ahora estarían con Charly en la quinta esa de Lujan, porque Charly esta gordito, lo viste? se compuso bárbaro.

No llegue a darle mi forma de pensar porque habíamos llegado a Callao Y Corrientes y había una cola que daba vuelta la esquina para ver la Película 100% Lucha, y los personajes habían cortado la calle para hacer un poco de prensa, a lo que atónita le digo a Haydee, pero como no era que los chicos se tenían que quedar en la casa? que no había cines ni teatros? –Pero nena, eso era el otro día, ahora ya bajo un montón la gripe acá en Capital, ya está todo bien, se puede ir a todos lados, hay que lavarse mucho las manos y ya está, el problema lo tienen los que no tienen agua, pero esa gente igual si no se muere de gripe se va morir de otra cosa y además son casi siempre de provincia. (Sabias palabras pensé, muerto el perro se acabó la gripe)

Salimos del atolladero, no sin dificultad, especialmente por las patas de rana de Haydee, que se enganchaban en todas las alcantarillas y casi se da un porrazo con un aerosol de Repelente, Haydee con la practicidad que la caracteriza le dio una patada con la punta de la pata de rana y lo emboco en el sexto piso de un balcón de la Avenida Santa Fé y Cerrito, al grito de –Son estos chetos de mierda, que tiran las cosas en cualquier parte- Trate de tranquilizarla un poco y le pedí que me contara algo de las elecciones, esto la puso mas loca todavía, indignada me preguntó si le estaba tomando el pelo, le dije que no. Que como se le ocurría semejante cosa?

Mirá mejor cambiemos de tema, porque me haces acordar que en la provincia gano ese que parece medio marica y esta lleno de tatuajes, que vergüenza Dios me libre, pero al final que somos? Bestias somos? No lo dejaron presentarse al pobre Paty y va a ganar este mariposón pervertido, pero haceme el favor……Este es un país de tarambanas nena, acá la gente se preocupa por cualquier cosa, tiene razón la Mirta Legrand, que dice “A mi me importa tres cominos lo que pasa en las Bahamas”, -Honduras, será- le digo-

Bueno es lo mismo, lo que te quiero decir es que ella la tiene clara, eso donde queda? Muy cerquita- le digo, ella sigue - pero anda, a nosotros no nos queda cerca ni Rosario, dejate de joder, y la Cristina se va a las Bahamas, en medio de este quilombo de la gripe, para mí es una cortina de humo, que queres que te diga, con el humo tapaban lo del campo, con la gripe taparon lo del dengue y con el dengue ya no me acuerdo lo que habían tapado, pero algo seguro era.

Quise explicarle que lo de la gripe es mundial, que es una pandemia, que en España también estaba avanzando a pesar del calor y que no era algo que un Gobierno pudiese manejar tan fácilmente, pero era tarde estaba enardecida y ya no me escuchaba, se había unido a un grupo que manifestaba por la matanza de perros falderos en Japón, la última imagen que tengo es su espalda enfundada en la bata verde y las patas de rana, una en cada mano, gritando a voz en cuello, el que no salta es un japonés, el que no salta es un japonés.

Me quedé ahí un ratito, viendo como su espalda se perdía, hasta convertirse en un puntito imperceptible mezclado entre la fauna urbana, en la vorágine del encuentro me quedaron mil cosas por decirle, por hablar tanto de la actualidad que nos abruma y nos aplasta sin remedio, no le dije que la quiero mucho, aunque no piense en absoluto como ella, que me da mucha pena su ignorancia aunque a veces pienso que es el único antídoto para no enloquecer, de todos modos creo que ella lo sabe y por eso, podemos encontrarnos en cualquier momento y retomar desde ahí como si nada.

Me tengo que ir de raje, el avión que me transporta de regreso sale antes de Ezeiza, pero después para 30 horas en el Machu Pichu, hace una escala técnica en Pakistán y de ahí creo que va directo a Madrid, así que mi intención de estar ahí para el día del amigo se quedo EN EL AIRE, literalmente.

Así que vayan mis saludos desde el alma, solo el humor que no puede ser más que negro, en semejantes circunstancias, puede salvarnos de tanta muerte y tanto retroceso, antes de que empiecen a rociarnos con nafta y nos quemen en las plazas públicas ante el menor estornudo, tratemos de pasarla bien, de reírnos, de ayudarnos, de comprendernos, de ser menos jueces y verdugos, de respetar a nuestros amigos por lo que son y no por lo que nos gustaría que fueran, aprendamos a ser discretos cuando se equivocan y expansivos con sus logros, sepamos guardar sus secretos y alentémoslos cuando veamos que se caen , eso por sobre todo NO LOS DEJEMOS CAER, nuestros amigos son un tesoro invalorable, solo somos dignos de ellos cuando los respetamos, cuando somos capaces de dar en la medida que podemos y recibir con humildad en la medida que el otro puede, pedir cuando necesitamos y ser consecuentes cuando nos piden.

Sin temor a ser repetitiva, digo que tenemos un gran país, con gente tan variada como pintoresca, un país que solo podemos entender los que hemos nacido en él, un país que puede carecer de muchas cosas, pero le sobra talento, ingenio, poder de recuperación y quizás por todo eso, entramos y salimos de las crisis sin dejar que estas toquen fondo, para empezar a subir de a poco pero con la experiencia del aprendizaje.

Puedo asegurarles que después de casi 7 años de vivir en el primer mundo, las animaladas que suceden en todos los niveles a este lado del océano no son menos vergonzantes que las que pasan en nuestra querida y tercermundista ARGENTINA.

Pongase los barbijos, lleven alcohol en gell, galochas, bufandas y gasas furasinadas si es necesario, mucho tamiflu, y juntense, los amigos verdaderos, dicen que sobran los dedos de la mano para contarlos y encima últimamente andamos todos desparramados, así que no es necesario armar aglomeraciones, dense un abrazo real o virtual y agradezcan una vez más la fortuna de haberse conocido.

AL FINAL LA GRIPE A, SE CONTAGIABA ESTUDIANDO?

MARCHE UNA PEPSI FRESQUITA Y UN PELUQUERO PARA MIGUELITO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

la que modera los comentarios es rubia, sabrán entender, ustedes tranquilos, comenten sin miedo, eso de la moderación es puro cuento, porque además de rubia es ARGENTINA.